Tribunal alemán prohíbe a Facebook recopilar información de usuarios sin su permiso

El Tribunal Federal Alemán ha dictaminado que Facebook tendrá incluso que cumplir con las órdenes del regulador de la competencia del país y dejar de combinar los datos de los usuarios, recogidos sin consentimiento en plataformas como WhatsApp o Instagram, para crear perfiles detallados y venderlos a los anunciantes de la red social.

En una declaración, el Tribunal explica que «no hay duda de que Facebook tiene una posición dominante en el mercado alemán» y lo está utilizando para prácticas anticompetitivas. El tribunal alemán considera que las condiciones de la red social son «abusivas», ya que no ofrecen a los usuarios la posibilidad de no ser vigilados, lo que les obliga a exponer sus datos.

La justicia alemana subraya que la creación de perfiles detallados con datos combinados de otras plataformas de la empresa es algo que viola los derechos de los usuarios, así como el Reglamento General de Protección de Datos y las leyes de competencia. La práctica está causando que la compañía dirigida por Mark Zuckerberg obtenga más beneficios de los anuncios que vende.

El Tribunal también destaca que el organismo de defensa de la competencia del país informa de un gran número de usuarios que desean utilizar la red social sin tener que revelar toda su información personal. La autoridad sostiene que si hubiera una competencia más abierta en el mercado de las redes sociales, Facebook se vería obligado a tener más en cuenta la privacidad de los usuarios.

En declaraciones a la prensa internacional, Facebook dice que seguirá defendiendo su posición, argumentando que no está llevando a cabo prácticas anticompetitivas, y que no hará cambios inmediatos en la forma en que presta sus servicios en Alemania. El caso seguirá siendo examinado por el Tribunal Federal Alemán y todavía no hay una resolución final sobre la mesa.

Cabe recordar que en febrero de 2019, la autoridad alemana de defensa de la competencia prohibió a Facebook la recopilación de datos sin el consentimiento de los usuarios. Sin embargo, la empresa apeló la decisión en un Tribunal Regional Superior de Dusseldorf y logró suspender la orden del regulador.

Deja una respuesta